El primer tatuaje


El primer tatuaje siempre tiene un significado, siempre quiere ser especial y siempre va acompañado de un dolor que hace pensar que va a ser el único.

 Por: CTB

alas

Así empieza mi historia. En el norte de Bogotá, hace tantísimos años, había un local en un segundo piso y el chico que atendía era un monito, con ojos azules, guapísimo. A mí me gustaba ir para verlo a él, a mis amigos les gustaba hacerse los malos y tatuarse.

A mis 14 años pensaba que los tatuajes eran un pecado y que las personas que se tatuaban eran personas perturbadas que necesitaban ayuda. Seis meses después estaba sentada en una banquita muy incómoda escogiendo un tatuaje de catálogo, un tribal que hoy en día los pintan los “artesanos” con Henna en la calle. Haber visto mi tatuaje, tan cuidadosamente seleccionado, tirado en una mantita de colores al lado de pulseras mal hechas hizo que buscara un nuevo tatuaje, uno creado para mí, unas alas enormes, cuidadosamente diseñadas por un costeño muy talentoso.

Después de muchos tatuajes entendí que unos tienen una historia de amor dramático, unos arreglan las malas elecciones de la adolescencia y otros simplemente se ven bien.

*Si ud está interesado en contar su historia, me puede escribir a @ricardoduranv ó ricardo.duranv@gmail.com

Publicado el 13 de marzo de 2013 en Su tatuaje y etiquetado en , , , . Guarda el enlace permanente. Deja un comentario.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: