Archivos Mensuales: abril 2012

Cómo cuidar un tatuaje recién hecho


Un tatuador toma medidas rigurosas para asegurarse de que el tatuaje se realice en un ambiente limpio, esterilizado y que cumpla con todas las condiciones de asepsia. Pero una vez la sesión de tatuaje ha finalizado y se deja la tienda, todo depende de usted.

Por: Ricardo Durán Vergara/ @ricardoduranv

Lo primero es no quitarse la venda o el plástico protector (Sara Wrap o vinipel) untado de gel antibacterial, que el artista ha puesto en la zona del tatuaje para cubrirlo de polvo, gérmenes o cualquier contacto con alguna superficie contaminada. Además le ayuda a absorber la sangre que puede salir después de haber terminado el trabajo, y que es normal que ocurra. Por eso es importante dejarse el plástico durante tres horas aproximadamente.

Después de que pasan las tres horas, es momento de limpiar el tatuaje usando un jabón antibacterial y secarlo con mucho cuidado. Es importante hacerlo con los dedos de la mano y no utilizar ningún paño porque puede ser muy agresivo. Al momento de bañarse, hacerlo máximo con agua tibia –mucho mejor si es fría-, y evitar que el chorro caiga directamente sobre el tatuaje. De resto tratar de utilizar jabón antibacterial mientras el tatuaje cicatriza.

Las cremas humectantes son de vital importancia para llevar a cabo el proceso de cicatrización y que además evitan la picazón, produciendo una sensación de alivio. Si en la tienda donde se hizo el tatuaje no le vendieron ninguna crema, lo mejor es aplicar crema Lubriderm extra-humectante, recomendada por tatuadores debida a sus propiedades.  Ahora bien, use poca crema y espárzala lo que más pueda para evitar que la ropa se pegue y arranque las costras.  También evite productos como vaselina o que contengan aceites espesos.

En cuanto al sol, siempre evítelo. Este va a ser el peor enemigo de sus tatuajes, por lo que en los primeros días de cicatrización no deje que le caiga sol a la zona tatuada. Y si este es un lugar muy complicado de tapar con ropa, como cuello y manos, use protector solar con un alto número de protección. Sobre todo, procure durante los primeros días no ir a la playa o a lugares donde el sol es muy fuerte.

De las peores cosas que puede haber cuando se tiene un tatuaje recién hecho es lo mucho que este pica, pero por nada del mundo se lo rasque. Pues al hacerlo puede tumbar las costras que se van formando y que deben dejarse caer solas.  Quitar una costra puede hacer que esa parte no cicatrice bien y seguramente va a necesitar retoques posteriores.

Pero no crea que una vez cictraizado el tatuaje, este ya no necesita de más cuidados. Todo lo contrario, por el resto de su vida lo ideal es que siempre lo humecte con cremas y se aplique protector solar porque con el tiempo el sol va matando el brillo de los colores, sobre todo los colores pasteles. Y la última recomendación es evitar las maquinas bronceadoras debido a que sus efectos se multiplican por dos con respecto a los rayos naturales del sol. Y algunos retoques pueden ser buenos para conservar un buen aspecto de sus tatuajes y que usted quiere que siempre se vean bien.

NOTA: Antes de preguntar cualquier cosa, por favor leer todos los comentarios y respuesta de esta entrada

Aquí puede encontrar un galería de imágenes con más cuidados y recomendaciones

También puede leer:

¿Tiene tatuajes o bodypiercings?


Por: Ricardo Durán Vergara

Esta encuensta es una adaptación de una investigación que se ha hecho en Estados Unidos y Europa con el fin de saber si las personas con tatuajes o bodypiercings toman más riesgos que los demás. Entonces, mi objetivo es poder obtener esa relación entre tatuajes, piercings y el comportamiento de los individuos en la población de estudiantes universitarios.

Datos curiosos, interesantes y algunas razones sobre tatuajes


Por: Kcatoto (http://visual.ly/users/kcatoto)

Esta infografía muestra dónde las personas se hacen tatuajes, datos interesantes y curiosos, los diseños más populares, y las tres razones más comunes por las cuales las personan se arrepienten de tener tatuajes.

Browse more infographics.

Tatuajes + piercings = posible alcohólico


Por: Ricardo Durán Vergara/ @ricardoduranv

En un mundo lleno de exclusiones, rechazos, injusticias e hipocresía los estereotipos son algo normal. Por ejemplo, una persona colombiana es un drug dealer, un hombre con el pelo largo y ropa negra es un marihuanero y si la persona tiene tatuajes, expansiones o piercings es un drogadicto o un presidiario y así. Es decir, todo se basa en la apariencia y por eso el dicho popular: “todo entra por los ojos”.

Pero en Francia ahora existe un nuevo estereotipo: tatuajes + pierciengs = posible alcohólico.

Resulta que un estudio francés publicado en la revista Alcoholism: Clinical and experimental research, midió la tasa de alcohol de los participantes, el reflejo efectivo del consumo de la sustancia y su relación con los diseños en la piel.

La investigación realizada por el especialista en comportamiento, Nicolas Guéguen de la Universidad de Bretagne-Sud, arrojó como resultado que las personas tatuadas o con piercings consumirían más alcohol, únicamente porque tienen conductas más arriesgadas que los demás. En este orden de ideas, pienso, también hay más posibilidades de tener sexo no seguro, peleas y cualquier cosa que se puda derivar de una “actitud arriesgada”.

Sin embargo, Myrna Armstrong, investigadora y autora de varios artículos sobre tatuajes y perforaciones de la Universidad Tecnológica de Texas, también analizó las relaciones entre dichos factores y reprochó el hecho de catalogar de forma sistemática a las personas que tienen algún tatuaje o piercing como una persona de riesgo.

Entonces, si usted es una persona tatuada y ya está acostumbrado a ser observado en la calle y a que sus familiares le digan que los tatuajes son para personas “malas”, ahora tendrá que lidiar con que lo encasillen como persona arriesgada con la característica de que no guía ese riesgo a aspectos positivos sino todo lo contrario, los lleva a acciones que lo pueden perjudicar como beber en mayores cantidades o estar involucrado en peleas.

Más le vale que no se deje guiar por “el qué dirán” y no vaya a dejar de tener un tatuaje por la categoría en la que los demás lo puedan encasillar. Lo que sí puede hacer es ser prudente escogiendo la parte del cuerpo donde se quiere hacer el tatuaje, pero siempre siendo coherente con sus pensamientos.

Tatuajes de jugadores de fútbol, basketball y fútbol americano


Por: @ricardoduranv/ Ricardo Durán Vergara

Los tatuajes son cada vez más usados por los diferentes deportistas, pero en qué deporte estaran más tatuados ¿en fútbol? ¿en basketball? ¿en fútbol americano?

Vean las fotos y ustedes saquen sus propias conclusiones.

Tatuajes de Diego Armando Maradona


Por: @ricardoduranv / Ricardo Durán Vergara

Para muchos Maradona lo es todo, tanto así que hay quienes deciden hacerse un tatuaje de él para que los acompañe toda la vida.

Artista hace tatuajes de pezones a sobrevivientes de cáncer de mama


Por: AFP

“Con esto usted va a ganar un concurso de camisetas mojadas”. Susan, feliz, se mira en el espejo. Luego del cáncer, la pérdida de sus senos y la colocación de implantes, se siente otra vez “normal”: el artista estadounidense Vinnie Myers acaba de tatuarle pezones y areolas.

El salón de tatuajes Little Vinnie’s Tattoos está en un pequeño centro comercial al costado de la ruta hacia Finksburg, al noroeste de Baltimore (Maryland, este de EEUU). Sin embargo, como Susan, cientos de mujeres con cáncer de mama conocen la dirección, a menudo gracias al cirujano que las ha operado en el cercano Hospital Johns Hopkins.

Vincent ‘Vinnie’ Myers, un hombre de 49 años, delgado y de ojos claros, hace tatuajes desde hace 28 años, pero en la última década se ha especializado en tatuajes cosméticos para expacientes con cáncer.  

Usando pigmentos mezclados con precisión, este artista crea una perfecta ilusión real en 3D y, al hacerlo, permite a quienes han sufrido una mastectomía sentirse de nuevo plenamente mujeres.

“Es mucho más gratificante que cualquier otra cosa que hice”, dijo Myers, quien ya atendió a unas 3.000 sobrevivientes de cáncer de mama, muchas enviadas por los cirujanos del prestigioso Hospital Johns Hopkins de Baltimore, pero también de otros centros médicos de todo Estados Unidos.

Myers, nacido en Baltimore, descubrió el tatuaje cuando estaba con el ejército estadounidense en Corea del Sur en la década de 1980. En 2001, un amigo le preguntó si podía hacerle un tatuaje a algunas pacientes que habían recibido cirugía de reconstrucción mamaria.

Susan es una mujer típica de las muchas que pasaron por la aguja de Vinnie: una jubilada de 58 años, elegante y deseosa de verse “lo más normal posible”.  

“Estoy haciendo esto por mí. Te hace sentir más linda”, dijo a la AFP días atrás, mientras Myers se ponía un par de guantes de látex de color azul y se disponía a realizar su arte.

“¿Alguna complicación? ¿Alergias?”, pregunta Myers antes de mezclar los pigmentos en tazas pequeñas. “Vamos a elegir, no, color piel no, un tono más gris topo, un poquito más azul”, dice, probando los matices elegidos en la piel de la paciente.

“La reconstrucción mamaria más perfecta no parece un seno si no tiene un pezón y una areola”, explica el artista, cuyos precios oscilan entre 350 y 1.000 dólares dependiendo de la complejidad.  “Es muy importante que el aspecto visual sea lo más cercano posible a lo normal”, agrega.  Los hospitales ofrecen tatuajes después de una mastectomía, pero según Myers por lo general son realizados por enfermeras formadas en “un par de días”.

En promedio, a Myers le lleva dos horas completar su trabajo.

“Primero se elige alguna sombra de color en la misma areola y un tono más oscuro en los pezones, ya que normalmente son más oscuros”, explica.  

“Luego se hace una especie de sombra gris en la parte inferior para resaltar la parte superior de manera de darle un poco de profundidad… usando una técnica que produce una ilusión óptica, para que se vea como si fuera tridimensional”, agrega.

Cuando no está en Fricksburg, Myers suele estar atendiendo pacientes en Nueva York, Filadelfia, Charleston, en Carolina del Sur, o Nueva Orleans.

“Hay una gran demanda”, dice el artista, que estima que sólo un puñado de colegas están especializados en la técnica que él hace. 

Myers, que prevé formar aprendices para satisfacer la demanda, apunta que unos 200.000 casos de cáncer de mama son diagnosticados anualmente en Estados Unidos. Y la mitad requiere que se reconstruya la mama, a pesar de que ahora los cirujanos están tratando, con nuevas técnicas, de mantener los pezones.

Wendy, una pelirroja de 72 años, decidió tatuarse con Myers 40 años después de padecer dos tipos de cáncer, dos ablaciones, dos implantes y dos tatuajes “muy primitivos”. “Voy a probar”, dice esta anciana psicóloga, curiosa.

Entre dos pinchazos de aguja eléctrica, Myers destaca las ventajas de trabajar en un salón, donde el ambiente es más relajado que en un hospital y los pacientes pueden divertirse más.

“Cuando lo termino y ven el resultado final, la mayoría de las mujeres se sienten muy emocionadas porque se dan cuenta: ‘Esto ya pasó, estoy entera de nuevo’“, señala.

*el texto original fue tomado de: http://www.eluniversal.com.co/cartagena/actualidad/artista-hace-tatuajes-de-pezones-sobrevivientes-de-cancer-de-mama-71052

A %d blogueros les gusta esto: